Surfcamp Alawa semana santa increíble

 

Recién aterrizada de mis vacaciones de Semana Santa, aun puedo decir que me queda arena en mis zapatos y no  me la pienso quitar, dejare que poco a poco se vaya perdiendo, es algo que me encanta, me hace sentirme más cerca del mar, más cerca de recordar todo lo vivido…

Ya sabéis que desde hace muchos años Galicia me enamoró, por muchas razones que siempre intento mostraros, la naturaleza de sus bosques, su gente tan amable con ese acento, que tanto me gusta y le hace sentir a una, no se porqué, como en su casa.

Bueno bueno y sin olvidarnos de “el pulpo ” ja ja ja me alimentaria meses y meses solo de el y creo que nunca me cansaría.

Amo la naturaleza, amo al Mar y al el Mar y algo que me apasiona porque te deja disfrutar de ambas cosas, es el surf. Aunque para los años que llevo, ya creo que son más de ocho, mi nivel no es muy pro! ya que en Valencia mi ciudad no hay olas todos los días, y entre el trabajo y Pau poco tiempo me queda, así que mis vacaciones siempre tienen un mismo objetivo …surfera! pero ya consigo coger una ola y surfear la pared así que, esa sensación ya la tengo y creo que eso, es uno de los motivos, por lo que estoy enganchadisima al surf y a su forma de vivir, por que un viaje de surf no es solo olas, es mucho más y con esto me gustaría ser capaz de explicaros, como me siento en estos viajes y animaros. Si alguna vez te plantaste empezar a hacer surf o quieres mejorarlo, despúes de leer este post me encantaría que lo hicieras!

Este verano ya visite  la surfcamp  Alawa y ahora en Semana Santa quise repetir por que me encantó.

Si estais pensando en una surfcamp enorme, con muchísima gente no es el caso ,unas de las cosas que me hicieron repetir es que es muy familiar, y el trato es muy cercano.

Os voy a contar más, Alawa dispone de habitaciones con baño independiente donde compartes cocina con el resto del grupo, máxima capacidad aprox. para 12 personas, eso te permite comprar y cocinar tu propia comida, eso me encanto! ya sabéis lo que cuido mi alimentación y muchas veces ocurre que en vacaciones descuidamos mucho y tiramos por la borda todo el sacrificio de meses atrás, comiendo comida que de normal en nuestro día día no lo hacemos.

Al ser capacidad reducida al final se establece un lazo entre el resto de los campistas. Es como un Gran Hermano!

Los monitores tanto David como Estichu están atentos y cuidan todo al detalle, son geniales! todo es muy personalizado.

Si decides acudir a las clases son por la mañana de 10 a 13 h ellos disponen de material por si decides alquilarlo allí.

Aparte de surfear también existen otras actividades como Paddle ya podéis ver en las fotos una de las clases que impartí para probar las nuevas tablas de Orixen y nos encantó la sesión, apostando quien caía antes al agua.

Como veis impartí clases de Balance  adecuada para después de una buena sesión de surf!  la realizamos en la playa justo al lado de la escuela, con un paisaje increíble, disfrutando de su puesta de sol fue una sensación increíble.

Y bueno sin olvidar esas reuniones “After” surf, donde el cansancio se mezcla con las risas y las anécdotas de ese baño.

Y que rapido se pasa el tiempo cuando una está agustito, verdad?

Pues eso a unos días de haber terminado mis vacaciones vuelvo con las pilas cargadas y lo mejor cuando viajas vivir momentos únicos con gente extraordinaria .

Si como yo estais pensando en las vacaciones de verano os recomiendo visitar esta escuela y regresar como yo lo hice del cielo azul…

hasta pronto…

#entrenateparaserfeliz

 

 

Post

Comentario